LO QUE LOS DEPORTES Y LA PRÁCTICA DEL ÓRGANO TIENEN EN COMÚN

¿Quieres alcanzar el éxito como organista? Para lograrlo deberás sobrepasar a tus competidores. Una de las formas de superar a tus colegas organistas es dar un vistazo alrededor y percatarte de cómo la gente de otras profesiones perfecciona sus habilidades. En éste artículo te mostraré lo que la práctica del órgano tiene en común con los deportes.

Procura ser único en tu práctica del órgano. Compara con tu práctica en otras áreas de la vida y ve si pudieras aplicar técnicas similares.

Por ejemplo, pudieras observar a atletas en varios deportes y fijarte en cómo practican sus movimientos. Verás, deporte y música se parecen en que ambas actividades demandan innumerables repeticiones de movimientos similares, lo cual conduce a dominarlos. Por ejemplo, en el basketbol, un jugador que trata de mejorar sus tiros desde una cierta posición, los practica repetidamente cientos de veces, si no miles. El mejor basquetbolista practicará hasta acertar con cada uno de sus tiros y hasta que sus movimientos se hagan automáticos.

Es lo mismo al tocar el órgano. Cuando llegas a llegas a ése punto problemático de tu partitura, el cual buscas perfeccionar, debes practicarlo reiteradamente. Debes tocarlo de manera correcta hasta que literalmente ya no seas capaz de equivocarte. En mi experiencia, ése proceso toma unas 100 repeticiones distribuidas en el tiempo.

Recuerdo cuando traté de perfeccionar la Fuga “La Jiga” en Sol mayor, BWV 577, de Bach, hace unos años. Dominé ésta fuga en 10 días, repitiendo cada fragmento 10 veces diarias. Las primeras 10 repeticiones fueron un buen comienzo, pero se sentían del todo inseguras. Luego, con cada serie de 10 repeticiones, era emocionante apreciar mejorías graduales en la ejecución de la pieza. Por supuesto, memoricé toda la fuga en el proceso. Los movimientos de mis pies se hicieron automáticos, gracias a la técnica que estaba usando de preparación del pedal. No podía fallar ni una nota del pedal, incluso si lo quería.

Busca y aplica hoy mismo técnicas deportivas afines, en tu práctica del órgano. Con el tiempo te afianzarán hasta convertirte en un reputado experto, y en un líder a quien otros querrán seguir.

 A propósito, ¿quieres aprender mis especiales y poderosas técnicas que me ayudaron a dominar cualquier pieza de órgano hasta 10 veces más rápido? Descarga mi nueva guía gratuita “Organ Practice Guide”.

O si realmente quisieras aprender a tocar cualquier obra a  primera vista, fluidamente y sin errores, y dedicándole solo 15 minutos al día, revisa mi curso sistemático “Organ Sight-Reading Master Course”.

Es traducción del original fechado el 27/Junio/2012. Publicada con permiso del autor, Dr. Vidas Pinkevicius – www.organduo.lt